1946

Construcción de la fábrica original.
La industria se proyecta como un gran complejo cárnico, que incluía granjas, matadero y fábrica de embutidos y jamones.

1969

Asume la gestión de la empresa la familia Álvarez, procedente de Langreo (Asturias). Alfredo Álvarez elabora, desde los años 40, embutidos y conservas cárnicas en Sama de Langreo con la marca comercial “La Langreana”.

1970

Comienza la actividad de exportación de embutidos con los primeros envíos a Bélgica.

1974

Se traslada la actividad de “La Langreana” a San Justo de la Vega (León).

1989

Ampliación de las instalaciones para aumentar la capacidad de producción de embutidos y cecinas.

1992

Primeros envíos de embutidos a Sudamérica.

1996

Se empieza a comercializar la producción de embutidos y cecina en lonchas.

2001

Una nueva ampliación de instalaciones para aumentar la capacidad de producción de embutidos, debido a la gran demanda que tienen en el mercado.

2008

Se duplica la capacidad de producción con una nueva ampliación de instalaciones.

2017

Ampliación de instalaciones y puesta en marcha de una nueva planta de loncheados, adaptándose a las necesidades del mercado y de nuestros clientes.

2019

Recibimos el Premio al mejor Chorizo del Mundo.

SUBIR